HomeMenú del día«No disparen por favor, no disparen»: sobrevivientes en Apatzingán contradice a Castillo

«No disparen por favor, no disparen»: sobrevivientes en Apatzingán contradice a Castillo

«No disparen por favor, no disparen»: sobrevivientes en Apatzingán contradice a Castillo

Redacción / @Michoacan3_0

«No disparen por favor, no disparen» gritó uno de los sobrevivientes de la balacera a manos de la Policía Federal, el pasado 6 de enero en Apatzingán, quien señala que su intención era ayudar a los 44 detenidos, «nosotros sólo queríamos que nos dieran a los detenidos, llegamos en la camioneta y nos comenzaron a disparar», revela.

En entrevista con Al Instante Noticias, dos sobrevivientes y una testigo refutan la versión que Alfredo Castillo Cervantes, comisionado para la Seguridad y Desarrollo Integral en Michoacán ha dado en ruedas de prensa y en entrevista con algunos medios de comunicación, que la Policía Federal y el Ejército fueron atacados por un grupo de civiles armados.

“Los federales nos dijeron que nos iban a matar, pero la gente salió de sus casas y comenzaron a grabar, aunque les gritaban que se metieran no les hicieron caso y por eso no nos mataron», relata uno de los sobrevivientes, que se trasladaba en la camioneta blanca, la que según Castillo fue la que emparejó al convoy de federales y los agredió.

“Queríamos alcanzar a los federales para que se pararan, no queríamos agredirlos, no llevábamos armas ni nada, queríamos platicar con ellos, que nos entregaran a los que se habían llevado, éramos pura gente civil”, dice.

Al lado, en otra cama del mismo hospital se encuentra otro sobreviviente, también desmiente a Castillo “Íbamos a dialogar con ellos para que nos dieran a los detenidos; llegamos en la camioneta y nos comenzaron a disparar (…) Lo que hicimos fue bajarnos y cubrirnos (…) traíamos sólo palos, pero ni un arma, nos metimos abajo de la camioneta: ‘no disparen por favor, no disparen’, les dijimos”.

Declara que su intención nunca fue atacar a los federales, nadie traía armas y nunca escuchó ni vio que nadie de sus compañeros disparara, iban niños y mujeres, aclara. “Pensamos que los federales se iban a ir y por eso le dimos más para adelante; queríamos que soltaran a los detenidos”, señaló.

Una testigo respalda sus declaraciones, señala que iban rápido atrás de los federales porque detuvieron a dos de sus familiares y tenían miedo que los fueran a desaparecer.

“Empezamos a reunirnos en las colonias después de lo que pasó en la madrugada, veníamos al palacio para hablar con los federales y cuando íbamos llegando aquí, ellos se iban (…) Queríamos que nos dieran información de los presos. Teníamos miedo de que estuviera pasando lo que en Guerrero”.

“Nadie los agredió a ellos (los federales), los agredidos somos el pueblo de Apatzingán; si el señor presidente (Enrique Peña Nieto) manda gobierno, que mande gobierno capacitado para protegernos, no para matarnos”, expresa.

Alfredo Castillo Cervantes dijo que un grupo de civiles atacó a los federales en Apatzingán, por lo que ellos sólo se defendieron, aunque en un inicio se hablaba de 9 muertos, ahora la cifra oficial es de ocho, de los cuales seis murieron en fuego cruzado, relató el día de ayer en rueda de prensa.

Sin comentarios

Tu opinión nos importa, deja tu comentario: