HomeOpinión 3.0Siete Gobernadoras

Siete Gobernadoras

Por: Gabriela Rodríguez

Por primera vez en la historia nacional, siete entidades federativas serán gobernadas por mujeres. Más de la quinta parte del país (21.8 por ciento).

Definitivamente, es un hecho de trascendencia histórica. Porque los derechos políticos de las mujeres han caminado muy lentamente, toda vez que se trata de relaciones asimétricas de poder con profundas raíces culturales enclavadas en pautas patriarcales, las cuales atraviesan a todas las sociedades de los cinco continentes. En la actualidad sólo 22 de 193 países tienen a una mujer como jefe de Estado, 6 por ciento. El norte de Europa es la región con más mujeres en altos cargos.

Colocar a seis gobernadoras de un tiro es un gran avance, al considerar que sólo nueve mujeres del país han conseguido ocupar esa posición a lo largo de 40 años, cuando en 1979 Griselda Álvarez Ponce de León fue la primera mujer en ocupar ese cargo en Colima. El mayor peso de las mujeres en altas posiciones es producto de la lucha feminista que logró incluir la paridad de género en 2014. Hoy tenemos al primer Congreso y al primer Senado paritarios. Y hace sólo tres años, julio de 2019, una sentencia de la Suprema Corte avaló la paridad en todos los cargos, que hasta este momento sólo se aplicaba en los órganos legislativos. Antes de que existiera este mandato, sólo el de Andrés Manuel López Obrador, como jefe de gobierno del Distrito Federal, tuvo un gabinete paritario en 2000; y ahora, como Presidente de la República, volvió ha formar un gabinete paritario, y por primera vez a mujeres en las secretarías de Gobernación y de Seguridad Pública.

La importancia de que las mujeres tomen los cargos más altos poco tiene que ver con tener un cuerpo de mujer, la clave está en que sean mujeres que posicionan la agenda de género y que impulsen todos los derechos de las mujeres, incluyendo los derechos sexuales y reproductivos, que son claves para que las mexicanas decidan sobre su cuerpo, accedan a la movilidad social y alcancen la autonomía.

Las gobernadoras recién electas son seis: Indira Vizcaíno (Colima), Marina del Pilar Ávila (Baja California), Lorena Cuéllar (Tlaxcala), Evelyn Salgado (Guerrero), Layda Sansores (Campeche) y Maru Campos (Chihuahua). A ellas se suma Claudia Sheinbaum, actual mandataria de la Ciudad de México. De las siete gobernadoras, seis son de Morena.

Hay perfiles muy interesantes. Como parte de la nueva generación de mujeres feministas, destaca la candidata de Morena por Colima, Indira Vizcaíno, joven que inaugura la alternancia política de ese estado que tiene como precedente a la primera gobernadora de México. Antes de cumplir 30 años Vizcaíno Silva fue presidenta municipal en su demarcación natal y recientemente ha sido diputada federal. Ha expuesto que Colima será tierra de justicia, igualdad y libertades, donde la perspectiva de género no será simulación: será una política auténtica en nuestro gobierno; seremos un gobierno cuidador, porque lo sabemos hacer como madres, esposas, hijas, pero también un gobierno de corresponsabilidad; vamos a cuidar el dinero que es de todas y todos para que se aplique en las necesidades de la gente. Se comprometió a que al menos 50 por ciento de mandos superiores y medios los ocuparán mujeres, a castigar el acoso y la violencia sin proteger a nadie; a luchar contra la corrupción y a defender los derechos de niñas, adolescentes, jóvenes, adultas y mayores, y a trabajar por una vida libre de violencia. En la contienda a la gubernatura de Baja California, Marina del Pilar Ávila venció a Jorge Hank Rhon y a la ex Miss Universo Lupita Jones. La primera gobernadora de este estado era alcaldesa de Mexicali y fue diputada federal. Es una joven abogada con maestrías en derecho público y en administración pública. En Tlaxcala, Lorena Cuéllar venció a las seis candidatas mujeres y al hombre que pelaron por esta gubernatura. Nacida en Iguala, Evelyn Salgado Pineda obtuvo la gubernatura de Guerrero. Es abogada e hija del político guerrerense y actual senador por dicho estado. Entre las políticas más experimentadas, en una contienda muy apretada, Layda Sansores logró la gubernatura de Campeche. Maru Campos es la única gobernadora del PAN en la actualidad y en la historia de ese partido. La también ex alcaldesa de la capital será la próxima gobernadora de Chihuahua.

Además de las acciones afirmativas para las mujeres, están por definirse 60 diputaciones de mayoría relativa y 31 posibles curules plurinominales de candidatos indígenas, afromexicanos, con alguna discapacidad y para la comunidad LGTB+.

Otro suceso de gran trascendencia y producto de las pasadas elecciones es que más de la mitad del país estará gobernada por líderes comprometidos con la Cuarta Transformación, lo cual representa un impulso territorial muy sustantivo para los programas nacionales. Y celebro que esta semana, las mujeres que asumirán los gobiernos de Baja California, Tlaxcala, Colima, Campeche y Guerrero elaborarán una agenda de género a impulsar en todas las gubernaturas de México.

Secretaria general del Conapo

Twitter: Gabrielarodr108

Tu opinión es importante:

comentarios

Comparte en: