HomeDerechos HumanosViolencia a las mujeres, tela para vestir políticamente diputados

Violencia a las mujeres, tela para vestir políticamente diputados

Violencia a las mujeres, tela para vestir políticamente diputados

La violencia hacia las mujeres en Michoacán, se ha convertido en tela para vestir políticamente a los diputados locales. En siete meses de vida, en la LXXV Legislatura no se ha aprobado ni una sola de las 29 reformas promovidas al respecto.

Para subir a tribuna, emitir discursos y tomar imágenes que aseguren un post ad hoc en sus redes sociales –promocionando su “preocupación” sobre el tema-, los legisladores promueven cuanta reforma se les ocurre, sin asumir compromiso alguno para que se dictaminen o logren aprobarse.

La pereza y la dispersión en el trabajo de la mayoría de las comisiones dictaminadoras, contrasta con la “diarrea legislativa” de los diputados para promover iniciativas, muchas de las cuales caminan en el mismo sentido.
Para no fatigarse en la dictaminación de asuntos, los integrantes de la LXXV Legislatura acordaron desechar y archivar prácticamente la totalidad de asuntos que les fueron heredados por sus antecesores, salvo aquellos que políticamente eran de interés para diputados que están repitiendo funciones.

Entre esos asuntos archivados estuvieron un cúmulo de reformas promovidas en la pasada legislatura en temas relacionados con la violencia hacia las mujeres, mismos que ahora son plagiados y presentados como propios en iniciativas de actuales legisladores.

Mientras la Comisión de Igualdad Sustantiva y de Género del Congreso, ha enfocado sus esfuerzos en temas más ornamentales que de fondo, en Michoacán el número de feminicidios en 2022 –con corte a marzo- sumaba siete según datos de la Fiscalía General del Estado. En 2021 fueron 27; en 2020, 21; 2019, con 13; para 2018, 21; en 2017, fueron 29; 2016, con 25; mientras que 2015, 12; y 2014, siete.

El 21 de septiembre de 2020, la joven profesora Jessica González Villaseñor fue asesinada; su feminicidio cimbró a la opinión pública y se ha convertido en uno de los casos icónicos en Michoacán en la lucha por la justicia y la no violencia contra las mujeres. El juicio contra Diego U., acusado como responsable del feminicidio, aún no ha arrancado.

Verónica Villaseñor –madre de Jessica- promovió en diciembre pasado una reforma al Código Penal del Estado para establecer la prisión vitalicia a feminicidas, esto con base en las sentencias que han emitido jueces en otras entidades de la República concediendo tales penas, que aún no han sido legisladas.

La significación que podría tener que una víctima indirecta fuera la promotora de tal reforma, no hizo mella en el ánimo de los diputados, quienes mantienen congelado el asunto en la Comisión de Justicia.

También congeladas en tal Comisión permanecen otra decena de reformas al Código Penal que abarcan temas de feminicidio, violencia sexual y omisiones de autoridades en la materia.

En ese impasse existen otras propuestas de reforma a las que no se les ha dado tramite en comisiones como la de Igualdad, Puntos Constitucionales, Derechos Humanos y Salud, entre las que hay iniciativas para reformar la Ley por una Vida Libre de Violencia para las Mujeres, la ley de Salud, el Código Familiar, el Código Electoral, y la Constitución del Estado.

Sin comentarios

Tu opinión nos importa, deja tu comentario: